viernes, septiembre 05, 2008

Los Jóvenes de la Paz

Artículo publicado en el País Vasco por el diario El Correo, el domingo 24 de agosto de 2008

JOSÉ ARMAS MONTES PRESIDENTE DE LA ORGANIZACIÓN DE ESTUDIANTES DE ASTURIAS 'AULA JOVEN'

Me invade el coraje al ver que en pleno siglo XXI en España, y especialmente en el País Vasco, aún no hay libertad, no la hay porque hay personas que no pueden expresar sus ideas, que viven con miedo, que temen que les asesinen, que temen ser secuestrados, que están amenazados, que sufren la extorsión,... La violencia y el dolor son el medio que utilizan aquellos a los que les falta la razón, los que carecen de argumentos, los que su pobreza intelectual no les permite defender de otra forma sus ideas: los cobardes de la banda terrorista ETA.

Pero que tengan por seguro que frente a ellos siempre se alzarán las voces de la paz, la libertad y la democracia, por boca de millones de ciudadanos del País Vasco (una tierra que basta visitar para darse cuenta uno de que está llena de buena gente y son tan solo una minoría los que la intentan enturbiar), de España y de todas partes del mundo. Pero especialmente las de los jóvenes, los que con firmeza, siempre han gritado contra la injusticia, los que siempre han propiciado el cambio, los que siempre han tenido una convicción democrática inquebrantable, basta echar la vista 40 años atrás cuando los estudiantes y demás jóvenes españoles luchaban contra los otros grandes represores recientes del pueblo español, los dirigentes de una dictadura que oprimía a los ciudadanos de España, aquellos contra los que ETA decía luchar y de los que tanto ha copiado.

Hemos de ser, por tanto, también ahora los jóvenes los que lideremos el frente antiterrorista, los que repudiemos a los violentos y a los no menos culpables que les justifican, los que demostremos que los españoles nos podemos entender y respetar desde nuestras diferentes ideas, los que hartos ya de tanto sufrimiento les dejemos claro que no van a ganar, porque por cada disparo, por cada bomba, alzaremos nuestras voces por millones, y porque para callarnos tendrían que matarnos a todos ya que mientras quede uno solo de nosotros habrá alguien dispuesto a hacerles frente para defender la paz. Los que en cada barrio, en cada universidad, en cada cafetería, en todos los lugares, rechacemos los planteamientos intolerantes y animemos a quienes los mantienen a subirse al tren de la democracia, a defender sus ideas respetando las de los demás, a entender que podemos convivir en paz, pero que para ello es necesario respetar la libertad de todos.


Nadie, nadie, se puede creer con derecho a asesinar a un padre, a una hermana, a un hijo, a un amigo, a una novia,... a truncar un proyecto de vida, porque simplemente no comparte sus ideas, eso lo han hecho Franco, Hitler o Mussolini, y todos quienes les apoyaron, a los que la historia ya juzgó, tal y como hará con todos los que no permiten vivir a los ciudadanos vascos y del resto de España en libertad, pero no solo a los que aprietan el gatillo o colocan las bombas para sesgar vidas inocentes, sino a todos aquellos cobardes e igualmente responsables que les defienden, apoyan y les sirven de sustento social, cuya falta de valentía les impide desmarcarse del terror para apostar por la fuerza de la palabra. Llegará el día en que todos ellos tengan que explicar con suma humillación a sus hijos y nietos de que lado estaban ellos, del de los asesinos, los torturadores y los extorsionadores, o el de la paz y la democracia.


Insisto por ello, una vez más, en que hemos de ser los jóvenes, y especialmente los jóvenes vascos, con el apoyo de los de toda España, los que no nos conformemos con rechazar puntualmente el terrorismo, con defender puntualmente la paz, sino los que día tras día, en todas partes, dejemos bien clara la diferencia entre los que defienden sus ideas y los que las imponen, los que matan al que se expresa libremente y los que están dispuestos a morir para que todos lo puedan hacer, los que arrinconemos en el más repudiado y vergonzoso lugar de la sociedad a los asesinos y fascistas de ETA y su entorno, porque pronto desaparecerán, serán vencidos y cabizbajos tendrán que rendir cuentas ante la justicia y ante lo que es más importante: la historia. Suya será la mayor de las vergüenzas.


A nuestros padres les tocó luchar contra la dictadura, a nosotros nos ha tocado combatir el terrorismo con todas nuestras fuerzas y no debemos perder ninguna oportunidad para ello.

9 comentarios:

Anónimo dijo...

El mayor error es convivir con ellos .Lo mismo ocurrió con los carlistas cuando se les reintegro,volvieron a las andadas. Muerto el perro se acabo la rabia.

Locrunio dijo...

Podias haber evitado alguna fotografia que otra, no?
El texto correcto.

José Enrique Carrero-Blanco Martínez-Hombre dijo...

A ETA hay que vencerla desde el Estado de Derecho, con la aplicación de la ley. Lo que no podemos hacer es demagogia y realizar declaraciones oportunistas porque un etarra haya salido de la cárcel después de cumplir su condena. Y menos aplicar de manter torticera la ley para volver a mandar a la cárcel a un impresentable, y sobre todo que algunos pretendan aplicar de manera retroactiva la ley. Lo que el legislador no hizo en su momento no lo pretendamos arreglar de mala manera hoy.

Me llama la atención que a la izquierda abertzale terrorista la llames fascista. Aunque viéndolo desde la prespectiva histórica, pueden encajar perfectamente. Entre los nazis y los soviéticos había pocas diferencias, los primeros eran nacionalistas y los segundos internacionalistas, los primeros permitían algo de capital privado y los segundos nada de nada, pero por lo demás, incluso los métodos de represión, prácticamente un calco...

Daniel dijo...

La gran cantidad de vascos que miran para otra parte. Que pena.Da

Anónimo dijo...

El Psoe tiene experiencia con ETA, porque puede decir que ya lo intentó todo.

Creando un grupo similar a ETA para combatirlos GAL.

Sentándose a negociar con ellos.

Deberían obligar a un partido político, a poner en su proyecto de gobierno y a hacer público, las medidas a adoptar en este sentido.
Es que tienen miedo a perder el voto de la izda si dicen que van a luchar contra ellos con todo el peso de la ley??

Tienen miedo a perder votos del "centro" si dicen que van a sentarse a negociar?

Por cierto,
por que no hicieron un trato con el solitario diciéndole que si no roba más bancos le perdonan el asesinato de los dos guardias civiles??

suena jocoso, pero es lo que parece que pretendían hacer con ETA.

PENOSO¡¡¡¡


Por cierto; veo lógico que muchos vascos miren para otro lado,si la vida de sus familias están en juego, yo comprendo que tengan miedo.

Ese falso valor del que se adueña mucha gente para criticar a los que se van del país vasco, o simplemente miran para otro lado, es que no deben de estar amenazados directamente por la banda terrorista.
El último comentario me parece de muy mal gusto.

Soy la Autora de este Blog dijo...

Hola, Jose... espero que no te moleste que me haya permitido el lujo de retocar la foto de tu perfil... la puedes ver aqui:
http://3.bp.blogspot.com/_oO-41JsBKPg/SX92Nl-TWpI/AAAAAAAAA0I/a_pgG4GAD4o/s400/PICT5414b1+copy.jpg
si te parece bonita, te la regalo para tu perfil.

Un saludo

Soy la Autora de este Blog dijo...

Consejo Escolar del IES Dr. Fleming....
NO.... NO LO ENTIENDO
SABES QUE ES EL IES Dr. Fleming, UN CENTRO APARTHEID DONDE YO, TETRAPLEJICA, ME PREINSCRIBI PARA ESTUDIAR ALLI, Y SE ME DENEGO LA PLAZA, ADUCIENDO MI DISCAPACIDAD...

OSEA, YO, NO REUNIA LAS CARACTERISTICAS PARA EL CENTRO, EN VEZ DE AVERGONZARSE DE SER UN CENTRO QUE EN EL SIGLO XXI TIENE BARRERAS QUE PROVOCAN APARTHEID, LOS "UTILES" POR UN LADO Y LOS "INUTILES" POR OTRO...

AL CONSEJO ESCOLAR DE ESE CENTRO PERTENECES...

José Armas Montes dijo...

Buenos días, respecto a la foto no hay problema, como no lo hay con nada de lo que se haga desde el respeto.

En cuanto al Consejo Escolar del IES Dr. Fleming, decomentar que yo fui consejero porque los alumnos me escogieron para que representase sus derechos e intereses en dicho órgano, y desde luego tu caso no se trató en dicho órgano mientras yo formé parte del mismo, por tanto, lo desconozco.
Lo que sí recuerdo es que durante los dos años que estudié en dicho centro había alumnos sordomudos a los que se les ponía un intérprete totalmente a su disposición para traducirles las clases y permitirles comunicarse con los demás.

Ya digo, que no conozco tu caso, ni si lo transmitiste a la Consejería de Educación, ni las características del mismo. Desde luego yo apoyo todas las medidas necesarias para la completa integración en el ámbito académico, social y laboral, de las personas con discapacidad, y que se pongan los medios que sean necesarios para desarrollar las mismas con efectividad.

Muchas gracias por participar en mi blog. Un saludo:

José Armas

Jartu dijo...

Menos HB y mas JB